Project Description

Pepita desde el 28 de julio de 2015.

Pilia se encontraba en una protectora de perros y gatos, y cuando esta protectora cerró, la dejaron solita y abandonada a su suerte en un chenil. A su llegada se hizo amiga del gallo Piti, tras su muerte, llegaron muchos pollitos, a los que cuidaba y enseñaba a cazar bichitos. Hoy en día disfruta del nuevo gallinero y de sus más de 40 compañeras. Pilia es muy peculiar porque tiene la cresta totalmente caída hacia un lado, cual peinado de moda y su plumaje es completamente blanco. Cada día la vemos disfrutar de los baños de tierra que se da con sus compis al solecito.

Es la pepita más especial para su madrina Pilia.

¿Te gustaría amadrinar/apadrinar a Pilia?

Desde tan sólo 5 euros al mes, conviértete en madrina/padrino de Pilia.
Sólo tienes que rellenar este formulario, ¡gracias!